Invita #SS a tramitar la certificación como edificio libre de humo de Tabaco

La mortalidad atribuida al consumo de esta sustancia es del 12 por ciento a nivel mundial y de 16 por ciento en el continente americano.

Con los espacios 100% libres de humo, se busca disminuir el riesgo de que las personas contraigan enfermedades cardiovasculares como cáncer de pulmón, labio, lengua, vejiga, enfisema, entre otros.

San Luis Potosí, SLP.- De acuerdo con información de la Organización Mundial de la Salud (OMS), se estima que la mortalidad atribuida al tabaco es del 12 por ciento a nivel mundial y de 16 por ciento en el continente americano, por lo que la Secretaría de Salud destacó la importancia de fortalecer estrategias para disminuir el riesgo de que las personas se enfermen de padecimientos asociados con su consumo, y pone a disposición el programa Espacio 100% Libre de Humo de Tabaco enfocado a empresas, escuelas, instituciones o negocios.

El procedimiento para distinguirse como un espacio libre de esta sustancia es: enviar solicitud en donde se manifieste la petición para obtenerla dirigida al titular de los Servicios de Salud (SSA); al interior de la empresa o institución se debe constituir un comité coordinador y definir un enlace responsable para dar seguimiento a las acciones emprendidas; sensibilización, que consiste en dar a conocer los lineamientos del proceso en general; abordar aspectos referentes a daños y riesgos a la salud por consumo; exponer el marco jurídico desde el que se sustenta la propuesta; y apoyar en la conformación del comité y en la elaboración del Programa de Protección Contra la Exposición al Humo de Tabaco.

Además, la empresa o institución, por medio del comité y del enlace responsable elaborará, revisará y difundirá el Programa para la Protección Contra la Exposición al Humo de Tabaco; una vez que se han llevado a cabo las acciones de difusión, el enlace y el comité realizarán una autoevaluación de la empresa o institución. La autoevaluación consiste en la aplicación de dos instrumentos denominados “Cedula CECA” y “Cedula COEPRIS”, mismas que son proporcionadas por parte de SSA.

Una vez que la autoevaluación, derivada de la cédula CECA resulte aprobatoria y se cumplan los criterios de la cédula de COEPRIS, acudirá el representante de los Servicios de salud para corroborar dichos resultados.

Finalmente, la dependencia subrayó que con este programa los beneficios se basan principalmente en proteger la salud de los fumadores y no fumadores, disminuyendo el riesgo de que las personas se enfermen de padecimientos asociados al con consumo y a su vez, promover una salud integral entre todas las personas.