Diego Ventura triunfa en la Monumental ‘El Paseo’

Compartir:

San Luis Potosí, SLP.- Se realizó la corrida de rejones en la Monumental Plaza de Toros El Paseo, en donde el portugués Diego Ventura fue el triunfador al cortas las dos orejas del quinto de la noche, el potosino Jorge Hernández contó una al Segundo de su lote, mientras que Santiago Zendejas todo ante un deslucido lote de Zacatepec.

Los forcados potosinos tuvieron una valiente actuación en sus dos toros primeros con el primero de Ventura y después con el segundo de Jorge Hernández en donde salieron heridos dos de sus elementos.

De nueva cuenta el reglamento no fue respetado al alterar el orden de lidia al salir como primer espada Jorge Hernández, cuando debió hacerlo Digo Ventura que actuó como segundo espada.

El rejoneador potosinoJorge Hernández abrió plaza con “Chancaquito” de 436 kilos al que solo le colocó un rejón de castigo, el toro pronto se quedó parado; aún así colocó tres banderillas, dos de violín y un par a dos manos, mató de estocada trasera, se retiró en con leve petición.

Con el cuarto de la noche “Naipe” de 488 kilos, el potosino le colocó dos rejones, puso seis banderillas, dos al violín, dio paso a los forcados de San Luis quienes lamentablemente en su primer intento fueron arrollados resultando cornados Jorge Solorio y en el segundo intento consiguieron la pega. Después de eso Jorge Hernández colocó dos banderillas cortas, para después entrar a matar, el público pidió las orejas pero el juez solo concedió una.

El segundo de la noche fue “Solitario” con 460 kilos, Diego Ventura quien le colocó dos rejones de castigo, inició la faena con dos banderillas al quiebro, después dos más exponiendo mucho, para después dar paso a los forcados de San Luis quienes en el segundo intento consiguieron la pega a cargo de Ángel Salazar, Ventura dejó tres banderillas cortas, mató de pinchazo hondo. También se retiró en silencio.

Con el quinto de la noche, “Generoso” de 444 kilos, Diego Ventura brindó a sus alternantes, luego de dejar dos rebotes, con las banderillas lució a su cuadra de caballas, entusiasmando al la afición teniendo como colofón dos pares de banderillas consecutivos a dos manos y sin la rienda del caballa, todavía colocó tres banderillas cortas y mató de estocada para cortar las dos orejas.

“Potosino” fue el tercero de la noche, peso 436 kilos y correspondió a Santiago Zendejas, quien dejó un rejón de castigo, colocó cuatro banderillas, dos de ellas al violín, después el toro se quedó parado, el queretano se quedó con las ganas de poner banderillas cortas y tuvo que abreviar ante un toro muy malo, la gente lo despidió con palmas.

Cerró plaza “Lanzallamas” de 478 kilos al que Santiago Zendejas recibió con un rejón de castigo, con las banderillas lució al colocar un par a dos manos, después el toro de paro y no hubo más.

Los forcados de Querétaro solo vinieron como espectadores.